Publicidad:
La Coctelera

T E R R A L

Viento andíbero en la región de los valles.

16 Julio 2014

M o c h i c a

Un hallazgo arqueológico y una gata desconocida inspiran a esta nota....

El culto felino a una desconocida               JMP

Mochica José Manuel Pizarro

Un hallazgo arqueológico, atuendo ceremonial, evidencia uso metalúrgico para garras felinas en la cultura moche. Cuando un personaje de elite suele confundirse entre el huaquero milenario. Donde, montaña abajo y al sur del mundo, viene el mes de los felinos caseros. Estaba el señor don gato…

 

La población iberoamericana se anima con el testimonio histórico de un pasado rico en tradiciones. Y, hasta el decano más serio abre espacio – aunque pequeño- para este tipo de información cultural. Así, en edición dominical de “El Mercurio” (Santiago de Chile 13 de julio de 2014) la excepción viene clara:

 

“Arqueólogos peruanos: Hallan atuendo felino usado en ceremoniales preincaicos”, alerta el “copete” ante el titular reforzado con una foto en colores y 13 líneas a una columna. Se trata de una cultura que vivió hace 1500 años al norte de Perú y, hoy, ofrece la posibilidad del rescate in situ o mismo lugar.

 

Con un cetro de cobre, parecido al del Señor de Sipán y garras felinas hechas de cobre revelan parte de ceremonial preincaico. No más grandes que un par de manos humanas, las ceremoniales impresionan. La búsqueda no es nueva. Otros medios informativos – Internet y páginas Web- aportan al caso.

 

Mientras en Chile, la Ley Indígena – 19.253- que permita actualizar a los diaguitas del ayer… sigue en siesta larga. Ahora, con la llegada de agosto, un señor don gato no pierde de vista a la felina que llegó -¿“nadie sabe de dónde”?- con un collar de metal en el cuello. Las etnias andinas siguen activas y sugerentes.

servido por terral sin comentarios compártelo

9 Julio 2014

A m a r r a n d a

En julio es la temporada de las amarras. Pero hay otras nuderías...

Valle de Elqui                                            JMP

Amarranda José Manuel Pizarro

Las amarras parroneras, aretes de la suerte, reaniman parte de la estética utilitaria de los diaguitas en la región de los valles. Cuando las “cortaderas de los ríos”, las totoras y más de algún cáñamo solía servir como amarra. Donde el “nudo ciego” asegura amores entre las parronadas. Dos corazones quisiera tener…

 

Los diaguitas del ayer, al parecer, despertaron con la última lluvia  y nevazón en la precordillera. El turismo a San Juan – paso cerrado- duerme el sueño invernal entre las hijuelas, parronales y viñas de Elqui. Pasando agosto   ya vendrán otras fiestas con el terral; el viento zonda aguarda otro tanto.

 

Dos corazones…dos amarras, se asegura entre el vecindario. Porque si de amarras se trata, la cosa viene desde otros tiempos. Años del siglo décimonoveno con demanda en la agricultura y la minería…había que cruzar la cordillera andina a lomo de mula. Calingasta y Rivadavia  son amarras vecinas.

 

Tal como en los nudales de los quipus precolombinos, la huerteria de Huasco al sur se fue contando nudos. Pasó un tiempo largo sin enredos y nudos ciegos. Hoy, la juventud asume otra nudería que supere, definitivamente, a la poda. La vendimia…viene por la tarea bien hecha. ¿Qué es una amarranda?

 

- Cuando la palabra que significa temporalidad pierde sentido; casarse, por ejemplo, y cambiar el domicilio anterior por el de la parronada. La vida viene anudada; el destino, desatado. Ya los pámpanos verdes estarán maduros por la primavera y alguna diaguita actual afianzará el nudo con otra amarra. ¡Vale!

servido por terral sin comentarios compártelo

3 Julio 2014

P a n c u t r a d a

Y  la "pantrucada" de los reseros y transportistas pasó a llamarse "hervido" o caldo de cabeza...

Los reseros de antaño sabían poco de pantrucas             Google

Pancutrada José Manuel Pizarro

La comida invernal, suerte de la olla, prodiga sabor de harina amasada con yema de huevo y monte picado para paladares patrimoniales en la región de los valles. Cuando el folclore nortino crea afinidades o antagonismos entre el ajiaco y otros picantes. Donde el “recocido” es rey. T’a listo el almuerzo…

 

Pancutra o pantruca es lo mismo. El pan nuestro –todo- viene desde muy atrás. De algún “paraíso perdido”…, tal vez. De alguna majada atacameña y diaguita o del recetario innovador de los nuevos profesionales en el arte del buen yantar. Los internautas pueden, hoy, comparar con la publicidad.

 

En “Cuchareando”, por ejemplo – página web- se rescata: Ingredientes: 1. 5 litro de caldo, 2 yemas, 2 cucharadas de perejil picado y otras dos de cebollinos. En relación a la masa: 2 cucharadas de harina, 1 huevo, 1 cucharadita de aceite, sal y agua tibia, recomiendan. La sustancia esta en el hueso ganadero o esqueleto del ave.

 

Para los transportistas y afines, el ajiaco alimenta y despabila. El verseador ribereño cantaba:”El ajiaco y la pancutra/ van de olla en olla; / uno se pone al rojo, / la otra tan blanca como pollolla”.  Ahora, con 5 tazas de agua por hervir se espolvorea el contenido y queda lista la sopa.

 

Más “Hervido” que otra cosa, resultó la comida con que Luis Bolados sorprendió a los vecinos reseros próximos a San Juan (Argentina). En efecto, nadie aprovechaba las cabezas de vacuno y él realizo su pancrutada gigante. ¡Claro, desde el medio siglo pasado impera el caldo de cabeza! - T’a listo el almuerzo.

 

servido por terral 4 comentarios compártelo

1 Julio 2014

Pa t r i o

Desde las tierras del sur al norte, la sensibildad humana forja al patriotismo...

Araucanía                                                            Google

Patrio José Manuel Pizarro

Un animador natural, héroe anónimo, deja apuntes para seguidores renuentes en la franja tricolor.  Cuando la tierra colchagüina aporta a un pensador de patria grande entre tantos forjadores de chilenidad consciente y laboriosa. Donde la axiología urbana exige trato afectivo y respetuoso. Vamos a ganar…

Nicolás Palacios Navarro (Santa Cruz, 9 de septiembre de 1858 – Alto de Junín, 11 de junio de 1911) fue y es un ejemplo para adentrarse en el “amor a la Patria”. Pedro J. Ramírez, biógrafo, acota: “El patriotismo fue su culto, la República su templo, el pueblo su ídolo y la raza chilena su amor”. Es la nación, esa porción de aire, agua, tierra y otras cosas ausentes o a la vista.

Palacios, nacido y criado en tierra ubérrima donde impera el trabajo agrario, la comida grata, el verso y el buen vino no escatima su inteligencia y voluntad en cosas inútiles. Con diez años –huérfano de madre- su meta es egresar del Instituto Nacional en Santiago de Chile y luego convertirse en médico para enrolarse donde está el hermano.  Pero, el corazón impone razones…

Ya retirado, hay dos impactos en su vida: los despojos de tierra en la Araucanía y los sucesos del norte. Wikipedia recuerda:”En 1907, ubicado en un hotel de la plaza de Iquique, presenció la matanza de centenares de trabajadores salitreros en la Escuela de Santa María, que condenó con todas sus fuerzas”. Más tarde, solitario, sólo pide una bandera a modo de mortaja. En “Raza Chilena”, ensayo de su autoría, habla del mestizaje criollo y español. ¡Vale!

servido por terral sin comentarios compártelo

17 Junio 2014

E n c a n t o

A cinco kilómetros de Vicuña existe la calle de Los Perales y allí, hasta los años '70, don Plácido cantaba que el diablo murió atorado...

DIAGUITAS: Don Plácido Adones y su guitarra  JMP

Encanto José Manuel Pizarro

Un día antiguo, estirón del tiempo, conserva tradiciones paganas y religiosas para asemejarse al avizor en la lonja ribereña. Cuando el sortilegio universal suele calar hondo en la fantasía local. Donde la higuera frondosa de los abuelos aún no se seca ni tiene la raíz afuera. El Diablo murió atorado…

La estampa tradicional del huaso guitarrero que se esmeraba en enseñar sus trinos increíbles, asoma por los higuerales huerteros. Ya lo saben en Diaguitas – pueblo de indios actuales -,  que en Los Perales hay encantamiento. (Aún existe la higuera con una veintena de metros de ancho y otros tanto de altura).

Después de largo tiempo, René Álvarez (ya fallecido) torna a la tierra de su infancia y seres queridos. En la “Noche de San Juan” quiere demostrar que el encanto es posible. En huerto aledaño a la higuera envejecida coge dos velas encendidas, además, el espejo en que se refleja un lavatorio con agua.

Cuando el tiempo se medía por las cosechas, el día comenzaba en la tarde. ¿Noches agradables? - Sólo la de San Juan. En la vieja calle ribereña de los perales reinaba la calma. Todo tranquilo hasta hoy.  El diablo ya no viene  porque por goloso y sinvergüenza: “murió atorado”, según Plácido Adones.

Mientras cientos de personas de la generación actual hacen “cintillos de los deseos”; otras y otros prueban lo de las papas pachonas, mondas o naturales hay sortilegios para rato. Día largo del pasado que mostró al diaguitano en su regreso solitario por la pampa en una vieja máquina a carbón. ¡Vale!

servido por terral sin comentarios compártelo

8 Junio 2014

S e ñ o r i a l

El Liceo de Niñas "Gabriela Mistral" de La Serena (Chile) celebró aniversario...

ANIVERSARIO                                     JMP

Señorial José Manuel Pizarro

Un aniversario solidario, reconocimiento en vivo, identifica nueva modalidad afectiva y emprendedora en los preceptos de la educación femenina en liceo tradicional. Cuando la prolijidad del quehacer y el brillo de una joya serenense vuelve a conquistar corazones. Donde revive la historia. Guirnalda florida…

 

El Liceo de Niñas “Gabriela Mistral” acaba de cumplir 131 años de existencia. Fundado en 1883 (En la ciudad de Aguirre, tal como lo recuerda su himno institucional) lo celebró el jueves 5 de junio ’14 brindando el  reconocimiento a Cecilia Pérez (30 años de servicio); Eda Espejo Tapia y José Manuel Pizarro.

 

Rosa Mondaca Maldonado, directora actual del liceo, en el saludo a las autoridades, alumnado e invitados se refirió a la preocupación constante del equipo docente y paradocente para llevar a cabo el curriculum o plan de estudios para las niñas que cursan de primero a cuarto medio el año 2014.

 

Con los colores amarillos, blanco y rojo heredados del Plan Serena (1952), la estampa de la joya neocolonial evidencia apego a la ciudad. Es un casco antiguo con el manantial de jovencitas -“Lindas de nacimiento” (LdeN) – dejando las aulas ,13:30 horas, para ir regresando a sus respectivos hogares.

 

Y no es para menos, aunque poquísimas en consideración a la capacidad de recepción y mantención del alumnado, el espíritu de la “Escuela de Señoritas”  que superara los reclusorios de antaño aún ofrece lo mejor. En la hora de cierre hubo regalos y actuaciones: -Otro aniversario señorial y optimista.

 

 

 

 

servido por terral sin comentarios compártelo

4 Junio 2014

G o t i t a s

La lluvia pasa de largo por la región de los valles...

LA SERENA: Álamos en la población...                   JMP

Gotitas José Manuel Pizarro

La lluvia anunciada, crónica sin agua, apuesta por mejoras para la supervivencia de  la fauna y flora en la región de los valles. Cuando la pachamama universal evidencia llanterío con lágrimas negras. Donde el periodismo científico y la crónica lugareña aguardan novedades. Aunque ya…

 

Tal como un enamorado despechado por la diosa de la fortuna, el vecino de la ladera poblacional mira y remira al viejo alamar. (Son 41 años de cultivo, piensa). Y el trío de árboles – plantados en 1973- parece afianzarse en las raíces.- ¡Pá que gastai agua en árboles que no producen ná! Suelen gritar.

 

Y, el álamo bien formado apunta para arriba; el vecino, mal presupuestado, para abajo. La comunidad aguarda. - ¡De nada sirvieron las “sopaipillas valdivianas” –ayer a 150 y, hoy, a 200 pesos- para celebrar la primera lluvia del mes de junio 2014 en La Serena (Chile)! - No hay “tutía”, opina un afuerino.

 

El problema de las ausencias de lluvias es mundial. Ya la bella diosa Juno no sale del Olimpo en su carro romano y la Pachamama se queda sin su desierto en flor. Sin embargo, la prensa acota otras novedades (BBCMundo) tal como el redescubrimiento de un humedal del tamaño del Reino Unido en el Congo.

 

Por otra parte, la Cultura Diaguita encarnando a la Pachamama de las tierras del sur sólo refuerza una que otra fuente termal a lo largo de la Cordillera de los Andes. Una mamayuca llora. Sin embargo, el hombre hortelano busca la forma de cautelar el agua dulce, aunque sea en “gotitas” para la Humanidad. ¡Vale!

 

 

servido por terral sin comentarios compártelo

2 Junio 2014

R e v é s

Un sobrino entusiasta dispara al aire y  "el tiro sale por la culata."..

DIAGUITAS: Ya sale el tren...                JMP

Revés José Manuel Pizarro

Las cuelgas santorales, tortillas corredoras, retornan gustativas y reidoras para paladares renovados en la región de los valles. Cuando el arriero de antaño solía cautelar y prodigar su alforja caminera. Donde el viejo cancionero de los sapos es alterado por un disparo al aire. Ya sale el tren…

Los santorales vienen marchando; las cuelgas, saltando. El tren estornuda. La vía, aquí y ahora, aún sueña sobre el vacío. Por años, el tren elquino concitaba el interés de familias completas que aguardaban su paso y así iniciar la celebración  con cazuelas, licor y postres.

¿Quién no imagina un tren con tortas a modo de convoy? (En el segundo semestre de cada año - siglo XX-, era posible con la imaginación prodigiosa de los serenateros). El que menos aportaba para la fiesta hogareña llegaba dándole vueltas y vueltas…a un paquetito de dulces de Las Rojas.

Desde Chañaral a los Vilos hubo y hay espacios vacíos en que sólo los arrieros sirvieron de enlaces tal como el tren del valle. Ni siquiera el Terral  llegaba con algún paquetito. Arenales y una que otra majada a orillas de una línea férrea de trocha angosta dormida en el tiempo.

Ya el tren vespertino había pasado y los sapos ribereños callaron. - ¡Viva San Pablo! Gritó el sobrino y sacando la vieja escopeta disparó al aire. El eco lo repitió el viento de los diaguitas y los santeros ya no se podían parar de susto. Desde el suelo, el saludador de la tía, pedía disculpas. Eran los primeros días de junio de 1954 y el tiro salió al revés. Humm.

servido por terral sin comentarios compártelo


Sobre mí

José Manuel Pizarro Rojas (TERRAL), en apoyo a la Cultura Diaguita sigue desarrollando formas aproximadas a la estética de la cultura originaria. Las notas anteriores al cambio de estilo se han recogido en textos artesanales: Terraleando, Chañar diaguita, El Diablo en Diaguitas, Alamar,Piramidelqui y otros. manueleife@gmail.com
Estadisticas de visitas Free Counter
Website Counter visiteurs online

Fotos

terral todavía no ha subido ninguna foto.

¡Anímale a hacerlo!

Buscar

suscríbete

Selecciona el agregador que utilices para suscribirte a este blog (también puedes obtener la URL de los feeds):

¿Qué es esto?

Crea tu blog gratis en La Coctelera